Saltar al contenido

¿Cuáles son las consecuencias de la lordosis?

¿Cuáles son las consecuencias de la lordosis?

¿En qué grupo de edad se encuentra la lordosis?

Normalmente, la columna vertebral tiene tres curvas suaves: curvas hacia dentro (lordosis) en la columna lumbar y cervical; y una curva hacia fuera (cifosis) en la columna torácica. Estas tres curvas permiten a la columna vertebral sostener el cuerpo sobre las caderas y la pelvis y mantener su centro de gravedad. La curvatura anormal de la columna vertebral no sigue las curvas normales de la columna vertebral y provoca una pérdida de la alineación del cuerpo y del centro de gravedad. La pérdida de lordosis es el aplanamiento de la lordosis normal de la columna vertebral, ya sea en la columna lumbar o cervical.

¿Qué ocurre si la lordosis no se trata?

Sin embargo, la lordosis severa puede causar: dolor de espalda o cuello. dolor que se irradia a las piernas y los pies, lo que los expertos médicos llaman ciática. hormigueo o entumecimiento.

¿Cómo afecta la lordosis al movimiento?

La lordosis puede causar dolor que a veces afecta a la capacidad de movimiento. Suele darse en la parte baja de la espalda, donde la curva hacia dentro puede hacer que las nalgas parezcan más prominentes. Al tumbarse de espaldas sobre una superficie dura, una persona con un grado elevado de lordosis tendrá un espacio bajo la parte inferior de la espalda y la superficie.

¿Es la lordosis un problema?

Cuando la curva de la lordosis en la parte baja de la espalda o (menos frecuentemente) en el cuello se vuelve demasiado pronunciada, se dice que se tiene hiperlordosis (algo confuso que también se denomina simplemente lordosis), lo que puede acarrear una serie de problemas como dolor lumbar, dolor de cuello, entumecimiento, debilidad, etc.

Te puede interesar  ¿Cuánto cuesta una BMX en Chile?

Causas de la lordosis

La “curva lordótica” es la curvatura natural de la columna vertebral en el cuello, la parte superior y la parte inferior de la espalda que ayuda al cuerpo a absorber los impactos. Además, su curva lordótica alinea, estabiliza y mantiene la estructura del cuerpo, al tiempo que le permite moverse y doblarse con facilidad. La lordosis, a veces denominada “swayback”, es una condición que se produce cuando la columna vertebral se arquea demasiado hacia dentro. La lordosis ejerce presión sobre la columna vertebral creando una postura exagerada, que afecta a la zona lumbar y al cuello. Si no se trata, puede provocar dolor, molestias y disminución de la movilidad.

La lordosis puede producirse en el cuello (cervical) o en la zona inferior de la columna (lumbar). Esta enfermedad puede afectar a personas de cualquier edad. Sin embargo, hay una serie de factores y afecciones que pueden aumentar el riesgo, como: discitis (espacio inflamado entre las vértebras), osteoporosis, obesidad, cifosis (curvatura de la columna hacia delante), espondilolistesis (deslizamiento de una vértebra), acondroplasia (una causa primaria de enanismo) y osteosarcoma (cáncer de hueso).

¿A qué órganos internos afecta la lordosis?

El resultado es un aumento de las curvas lumbares y torácicas. Dicha deformidad puede estar asociada a la tensión de los extensores de la cadera, los extensores lumbares inferiores y los abdominales superiores, junto con la debilidad de los flexores de la cadera, los abdominales inferiores y los extensores torácicos inferiores (Tabla 15.2).

¿Es dolorosa la pérdida de lordosis?

La pérdida de lordosis cervical puede ir acompañada de sensaciones de tensión y dolor muscular. Los músculos del cuello y los hombros tienen que esforzarse más para soportar el peso de la cabeza, ya que se pierde la curvatura que suele facilitar la distribución uniforme de este peso.

¿Quién corre el riesgo de padecer lordosis?

Postura: La columna lumbar se apoya en los músculos que rodean el estómago y la espalda baja (músculos abdominales). Los niños con músculos abdominales débiles tienden a ser más propensos a la lordosis. Sobrepeso: El peso extra en el vientre ejerce presión sobre la zona lumbar y la tira hacia delante, aumentando el riesgo de lordosis.

Te puede interesar  ¿Qué pasa si hago abdominales las primeras semanas de embarazo?

Ejercicios de pérdida de lordosis lumbar

La columna vertebral se curva normalmente en el cuello, el torso y la zona lumbar. Esto posiciona la cabeza sobre la pelvis de forma natural. Las curvas también funcionan como amortiguadores, distribuyendo la tensión que se produce durante el movimiento.

Al tumbarse sobre la espalda en una superficie dura, una persona con un alto grado de lordosis tendrá un espacio bajo la parte inferior de la espalda y la superficie. Si la curvatura es flexible (o se invierte cuando la persona se inclina hacia delante), no hay necesidad de preocuparse por el médico. Si la curva no cambia cuando la persona se inclina hacia delante, la lordosis es fija y puede ser necesario un tratamiento.

Para diagnosticar la lordosis, el médico puede elaborar el historial médico del paciente y realizar una exploración física. El historial médico abarcará cuestiones como cuándo se hizo perceptible la curva excesiva, si está empeorando y si la cantidad de la curva parece cambiar. Durante la exploración, se pedirá al paciente que se incline hacia delante y hacia los lados para ver si la curvatura es flexible o fija, qué amplitud de movimiento tiene el paciente y si la columna está bien alineada. El médico puede palpar la columna vertebral para comprobar si hay anomalías.

¿Qué músculos se ven afectados por la lordosis?

La lordosis suele deberse a un desequilibrio entre los músculos que rodean los huesos de la pelvis. Los músculos débiles que se utilizan para levantar la pierna hacia delante (flexores de la cadera), combinados con los músculos tensos que se utilizan para arquear la espalda (extensores de la espalda), pueden provocar un aumento de la inclinación de la pelvis, limitando el movimiento de la zona lumbar.

¿La lordosis te hace más bajo?

Signos y síntomas. La hiperlordosis lumbar (también conocida como inclinación pélvica anterior) tiene un impacto notable en la estatura de las personas que padecen este problema médico, siendo habitual una pérdida de altura de 1,27 a 6,35 centímetros (0,5-2,5 pulgadas).

Te puede interesar  ¿Cómo hacer una rutina de ejercicios en casa para mujeres?

¿La lordosis es genética?

Un niño puede nacer con lordosis. O puede desarrollarla por otros motivos de salud. Entre ellas se encuentran: Trastornos genéticos.

Imágenes de pérdida de lordosis lumbar

La columna vertebral se curva normalmente en el cuello, el torso y la zona lumbar. Esto posiciona la cabeza sobre la pelvis de forma natural. Las curvas también funcionan como amortiguadores, distribuyendo la tensión que se produce durante el movimiento.

Al tumbarse sobre la espalda en una superficie dura, una persona con un alto grado de lordosis tendrá un espacio bajo la parte inferior de la espalda y la superficie. Si la curvatura es flexible (o se invierte cuando la persona se inclina hacia delante), no hay necesidad de preocuparse por el médico. Si la curva no cambia cuando la persona se inclina hacia delante, la lordosis es fija y puede ser necesario un tratamiento.

Para diagnosticar la lordosis, el médico puede elaborar el historial médico del paciente y realizar una exploración física. El historial médico abarcará cuestiones como cuándo se hizo perceptible la curva excesiva, si está empeorando y si la cantidad de la curva parece cambiar. Durante la exploración, se pedirá al paciente que se incline hacia delante y hacia los lados para ver si la curvatura es flexible o fija, qué amplitud de movimiento tiene el paciente y si la columna está bien alineada. El médico puede palpar la columna vertebral para comprobar si hay anomalías.

Autor